Puede que no nos demos cuenta, pero el sofá es el centro de la sala no solo por los aspectos estéticos y decorativos sino porque también es el silencioso protagonista de nuestras reuniones familiares o con amigos, es nuestro espacio de comodidad para recostarse, ver un poco de televisión o disfrutar de un buen libro. Es por eso que debemos saber elegir el indicado. Afortunadamente, están disponibles muchos tipos de sofás en el mercado actual: sofás de dos, tres o más plazas, rinconeras, butacas, chaise longue, en línea, modulares… en fin, una amplia e interesante variedad capaz de satisfacer los gustos y necesidades de todos.

¿Cómo elegir el mejor sofá?
¿Cómo elegir el mejor sofá?
¿Cómo elegir el mejor sofá?

A continuación, te daremos unos cuantos consejos para tener en cuenta al momento de elegir el mejor sofá:

1. El tamaño sí importa:

No dejemos que la variedad de colores y diseños nos mareen, antes de escoger ten en cuenta las medidas de tu salón y donde pretendes ubicar el sofá. Una vez que tengas eso claro; busca el modelo que llame más tu atención y se acople al tamaño que necesitas.

2. Comodidad ante todo:

Lo siguiente es probar el sofá para medir su comodidad; siéntate, recuéstate, ponte cómodo. Comprueba que al sentarte las caderas no se hundan por debajo de las rodillas para que al momento de levantarte no sea difícil, que al recostar la espalda contra el respaldo puedas apoyar los pies en el suelo y que tu cuerpo no se deslice hacia abajo, y por último que al reposar el brazo en el reposabrazos esté a la altura del codo y no más bajo. Todos estos aspectos nos ayudaran a confirmar la comodidad y a mantener una postura adecuada.

3. Estructura resistente:

Un sofá de buena calidad está diseñado para durar años pero ¿cómo sabemos cuál es el de mejor calidad? Debe contar con una estructura metálica (acero o aluminio) o de madera maciza, tener con un sistema de correas o de muelles en zig – zag que aguante los cojines y el peso lo ideal es que sean mínimo cinco que vayan paralelas a la estructura por cinco perpendiculares por cada asiento y por último que las patas formen parte de la estructura general y que no sean atornilladas.

¿Cómo elegir el mejor sofá?
¿Cómo elegir el mejor sofá?
¿Cómo elegir el mejor sofá?

4. La decoración de mi salón:

Es natural estar en tendencia, pero a veces no podemos dejarnos llevar por ellas sin antes pensar en que es lo adecuado. Porque podemos terminar con el sofá más genial de la tienda y al llegar a casa darnos cuenta que no combina para nada con el resto de nuestra decoración, si esto nos pasa acabaremos haciendo un gasto extra cambiando cortinas, muebles y demás o volviendo a la tienda para regresar el sofá y escoger uno nuevo que si combine.

5. Fundas y protectores:

Si tienes niños una funda que cubra el sofá va a proteger la tapicería y facilitará la limpieza. Las fundas reversibles serán ideales para cuando quieras darle un cambio de look a la sala; incluso puedes tener una para cada estación del año, además estas se adaptan fácilmente a cualquier tipo de sofá ya sea un chaise longue o un sofá mecanizado.

6. Sofás con adicionales:

Hay algunos con compartimientos por debajo para guardar mantas y/o cojines y otros con estantes a los laterales de los brazos, súper funcionales para los libros, manuales y mandos. También están los sofás tecnológicos, esos que deslizan los asientos de forma sincronizada con respaldos que se convierten en tumbonas o los que traen altavoces incorporados para conectarlos al celular o al televisor.
Por último los sofás multiusos, actualmente existen sofá camas mucho más cómodos y fáciles de usar; y hay otros que con accesorios incorporados como mesillas o bandejas ideales para cuando no tenemos mucho espacio y no cabe una mesa.

¿Cómo elegir el mejor sofá?
¿Cómo elegir el mejor sofá?
¿Cómo elegir el mejor sofá?

7. Calidad y precio:

Por desgracia, pocas veces contamos con la suerte de conseguir un artículo con las 3 B’s de bueno, bonito y barato. Evita bajar los estándares de calidad por un sofá de menor precio ya que como dice el refrán: lo barato sale caro.
Es preferible invertir un poco más de dinero en un producto de calidad y no tener que volver en uno o dos años a la tienda a comprar un sofá nuevo. Valora las opciones que tienes, medita y compra solo si estás seguro de tu elección.

En nuestras tiendas LBS-Sofás encontrarás la mejor selección en catálogos bien diferenciados. Asesores que te ayudarán a decidir por el modelo que mejor se adapta a tus necesidades. Comodidad y espacio para probar cada pieza y todo el confort y las facilidades para que tu experiencia de compra resulte 100% satisfactoria.

Nuestro compromiso, 40 años de tradición e innovación.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies